Cocina con corazón » Tarta de cumpleaños

Por Mayte Rodríguez
6 de julio de 2017

Tarta de cumpleaños

Me encantan las fiestas de cumpleaños. Y las tartas. Y los amigos. Y…. por qué no decirlo, los regalos. Y hoy es mi cumpleaños y me apetecía compartirlo con vosotros.
La idea de cumplir años me gusta, ya sé que el tiempo corre y que hace unos años lucía mejor que ahora; pero ahora tengo un montón de bagaje más, experiencias, sueños, me conozco más, soy más sabia (o eso creo)… y me hace mucha ilusión celebrarlo con amigos, familia y sentirme bien parapetada. ¡Años, venid, que yo os espero aquí bien acompañada!

Esta semana compartiremos una receta fácil, clásica y muy rica, hecha con queso y fresas. A veces también la he hecho sustituyendo las fresas por frutos rojos y el resultado es espectacular. En cualquier caso, el contraste de las fresas calientes y el queso frío queda muy bien.
Una de las grandes ventajas de esta tarta es que no necesita horno, por lo que no pasarás más calor del necesario en la cocina.
Me encanta servir las tartas en este pie de cristal, tiene también una cúpula – tapa del mismo material y es fantástico para conservarla hasta el momento de servir y la presentación queda fenomenal.

Tarta de queso y fresas

Ingredientes:
100 g de galletas tipo Digestive
250 g de queso de untar
80 g de mantequilla
400 g de fresas
90 g de azúcar
2 hojas de gelatina neutra
1 dl de leche

Preparación:

1.-En primer lugar ponemos la gelatina a remojo en agua fría. En cuanto se hidrate, escurre y disuelve en 1 dl de leche. En un cazo colocamos la nata, el queso para untar, 30 g de azúcar y la leche con la gelatina. Ponlo al fuego, remueve con una cuchara de palo para que se disuelvan todos los ingredientes y retira del fuego antes de que hierva.

2.- Tritura las galletas y mézclalas con 30 g de mantequilla. Cubre con la mezcla el fondo de un molde circular desmontable de 15 cm de diámetro.
Lava y corta las fresas en trozos. Mezcla 1/3 de las fresas con la mezcla de queso del paso 1. Rellena con la mezcla el molde y mételo en el congelador.

3.- Mientras tanto, ponemos una sartén al fuego con el azúcar restante (60 g) y mantén al fuego hasta que se forme un caramelo claro. Añade 50 g de mantequilla, remueve y añade el resto de las fresas. Mantén al fuego durante 4-5 minutos y retira.
Saca el molde del congelador y desmolda. Vuelca las fresas todavía calientes sobre la tarta de queso y servir.

Espero que disfrutéis de la paella y de la compañía. ¡Hasta la semana que viene!

  • Share on Facebook
  • Tweet about this on Twitter
  • Share on Google+
  • Pin on Pinterest


Publicado en la categoría: Mayte Rodríguez

Añadir Comentario

Requerido

Requerido, (oculto)


− cinco = 2

Trackback this post  |  Siga los comentarios en RSS

Por Mayte Rodríguez

css.php